El Sector de la Cultura y el Movimiento 15-M

¡ ENOJADOS ! la palabra que describe el estado emocional de miles de personas en el Estado español tiene unas causas profundamente enraizadas en el modelo de estado democrático con que nos hemos dotado desde la Transición. Multitudes de gente están saliendo a la calle estos días para reivindicar cambios en el sistema político y económico pero, en el sector de la cultura y de las artes ¿tenemos razones para estar enojados y pedir cambios del modelo? Por supuesto que sí.

El sector de la cultura tiene mucho que reivindicar e ir de la mano del movimiento 15-M

Hay muchos temas que nos tienen que hacer reflexionar únicamente leyendo el manifiesto “Democracia Real YA”. Me gustaría citar unos cuantos del sector de la cultura que para mí se encuentran en la base del movimiento social del 15-M. Por supuesto, también hay proyectos que funcionan, organizaciones e instituciones modélicas y personas realmente comprometidas y coherentes pero, estos ya lo saben y no se van a dar por aludidos al leer este texto. Sigue leyendo

Anuncios

La Verdadera Función del Ministerio de Cultura

Ministra de Cultura

La Ministra de Cultura de España

Estos días hemos asistido en España a la primera revuelta en Internet contra el propósito del Ministerio de Cultura, con su ministra al frente, de mutilar los avances de la sociedad de la comunicación. La posición del Ministerio de Cultura ha sido de apoyo total a las industrias culturales aunque esto significara ir a contracorriente del propio desarrollo cultural.

Que un ministro de un estado del mundo occidental desarrollado defienda el papel de las industrias de la cultura, el ocio y el entretenimiento como vector de desarrollo económico no es extraño en sí mismo. Es la ley del capitalismo que confía en el consumo y en la mercantilización de la vida para que todo el mundo pueda vivir con un nivel de comodidad y consumo propio de las sociedades supuestamente avanzadas. Para conseguirlo, los gobiernos se han dotado de potentes instrumentos de planificación y desarrollo económico en forma de ministerios de Comercio, de Industria, de Turismo, etc. Todos orientados al desarrollo de las industrias que generan desarrollo económico.

Manifiesto. Reunión Ministerio de Cultura

Reunión en el Ministerio de Cultura. Foto: Enrique Dans

Ya que existen todos estos instrumentos, ¿para que tener uno más para el desarrollo de la industria cultural? Si la política cultural española ha de ser mayoritariamente de apoyo a la industria cultural no sería mejor que estuviese en manos del Ministerio de Industria que lleva más años y experiencia en esto. Yo mismo cuando ejercía de Ingeniero trabajé muchos años de freelance para el Departamento de Industria   de la Generalitat de Cataluña.  Mis colegas, ingenieros, economistas, eran francamente buenos. Tenían una formación impecable, hablaban idiomas, asistían habitualmente a jornadas y congresos internacionales donde mostraban una gran curiosidad para proseguir una formación que nunca terminaban. Leían revistas especializadas de todo el mundo  que les mantenían al corriente de los últimos desarrollos tecnológicos en la materia que les interesase. Con este panorama ¿por qué no dejarles a ellos también el desarrollo de las industrias de la cultura y el ocio?

Cambio de Ministros de Cultura

Los ministros cambian pero las políticas culturales en España son las mismas

La opción del Ministerio de Cultura “Industrial” sería echar el cierre y así ahorrar buenos dinerillos al erario público. Aunque, evidentemente, otra opción sería ocuparse realmente en hacer crecer la cultura y el arte y, además, hacerlos accesible a la mayoría de los ciudadanos. Para esto, ante todo, debería preocuparse  del desarrollo de la creación, de manera  que los artistas puedan desempeñar su trabajo en condiciones, buscando la calidad y la originalidad en sus propuestas. Además, hacer que esta creación llegue a la sociedad sin desvirtuarse ni banalizar el contenido en aras a una mayor facilidad de difusión. Fomentar la educación en las artes en una sociedad claramente deficitaria de ella y, de la misma manera, estimular la parte creativa que todos tenemos, compartiendo los contenidos, las obras, los hallazgos. En definitiva, dedicarse a la cultura del futuro en donde las redes sociales, la circulación del conocimiento y la participación sean libres y accesibles para todos.

Los Teatros Convertidos en Cementerios Según Roger Bernat

Publicado originalmente en La Coctelera el 29-Julio-2009

Vale la pena leer este artículo de Roger Bernat “No Teatros, Cementerios” publicado en El Mundo. Da mucho que pensar sobre la situación del teatro contemporáneo en España.
http://www.elmundo.es/papel/2009/07/09/catalunya/17318239.html

Ciertamente esta es una situación insostenible. Cuanto dinero público que debería destinarse a fomentar la creatividad de todos está siendo usado para difundir la cultura más banal o los intereses de la confrontación partidista.

Y para amenizar la lectura del texto de Roger Bernat, un vídeo de una de sus producciones.

Razones para Programar Danza y Teatro Contemporáneo en Tiempos de Crisis

Publicado originalmente en La Coctelera el 5-Mayo-2009

Texto introductorio de las Jornadas Internacionales de Artes Escénicas que tendrán lugar en Huesca del 30 de Septiembre al 2 de Octubre de 2009

Repetidamente nos enfrentamos al hecho de la escasa presencia del teatro y la danza más innovador y vanguardista en las programaciones estables de los teatros. Las razones que se esgrimen son muy diversas, aunque la mayoría inciden en la falta de aceptación por parte del público. Este, mayoritariamente habituado a las artes escénicas como mero entretenimiento o como reflejo de una educación sustentada en el patrimonio y la historia por encima de los procesos de creación contemporánea, no asume con facilidad las nuevas corrientes de las artes escénicas. Además, en tiempos de crisis, las administraciones públicas recortan gastos en las partidas de cultura que reciben menor consideración popular.

Sean cuales sean las razones, en estas Jornadas vamos a ser positivos y no quedarnos en la descripción de una realidad de por sí difícil para la creación escénica contemporánea. Por lo tanto, hemos invitado a nueve personas relevantes de diferentes ámbitos de las artes escénicas internacionales para que nos den sus razones por las cuales consideran que los espacios escénicos hoy día deben programar creación contemporánea. Cada uno de los ponentes va a ser testimonio de una evidencia por la cual han destacado y, todos ellos juntos, podrán confeccionar un argumentario detallado con el que defender la conveniencia de una programación de riesgo e innovadora en los teatros.

En palabras más actuales: en las Jornadas nos gustaría discernir cuales son las razones para un I+D+i de la exhibición escénica en el momento histórico actual. En el “Año Europeo de la Creatividad y la Innovación” e inmersos en una crisis global de proporciones todavía desconocidas, el recurso a la creación artística más innovadora se intuye como un detonador para un nuevo desarrollo social, económico y, también, personal. En las artes escénicas este detonador se concreta en la contemporaneidad de las propuestas artísticas y en su accesibilidad para la mayoría de la sociedad.

Miércoles 30 de Septiembre

Mesa 1 – Razones artísticas

Apostar por el arte y que este sea accesible a los ciudadanos no debería necesitar justificación alguna. El “arte por el arte” ha sido uno de los principales argumentos de las escuelas filosóficas desde tiempos remotos: “la necesidad del arte se justifica por sí mismo”. En este contexto ¿en qué lugar se sitúa el arte escénico contemporáneo? ¿tiene también valor en sí mismo? si es así  ¿que lo define y que lo diferencia de otras disciplinas escénicas?

Jueves 1 de Octubre

Mesa 2 – Razones socioeconómicas

El argumento del progreso económico es el que últimamente más se ha usado en España por políticos y administraciones para justificar su apoyo a las artes. Pero, ¿están las artes contemporáneas capacitadas para reactivar una economía en crisis? ¿una sociedad necesitada de innovación puede echar mano a la creatividad de los artistas? ¿hacen falta mentes creativas para un nuevo tipo de sociedad? ¿no sería un primer paso educar en la creatividad?

Viernes 2 de Octubre

Mesa 3 – Razones sociales y personales

La creación contemporánea se nutre de la realidad de la sociedad en que se desarrolla para nuevamente devolverla a ella. Sus receptores, individuos y colectivos, se sensibilizan, se transforman, desarrollan su propia creatividad, fortalecen la capacidad de convivir y pueden llegar a superar las barreras de la exclusión. Con todo ¿es la población receptiva a la creación contemporánea? ¿su capacidad transformadora repercute en sus practicantes? ¿hay creación más allá de la Academia?

Los Nuevos Retos de la Difusión Escénica

Publicado originalmente en La Coctelera el 11-Noviembre-200

Texto introductorio de las Jornadas de Artes Escénicas de la Feria de Huesca 2008. Información sobre el programa y los textos de las ponencias en http://www.feriadeteatroydanza.com/es/jornadas/

La última encuesta presentada por el Ministerio de Cultura indica que en España, en el año 2007, el 19% de la población declara haber asistido al menos una vez a un espectáculo de teatro y el 5% de la población a uno de danza. Si nos centramos en la práctica artística, estos valores son, a distancia, mucho más bajos. Tampoco parece que la evolución en el tiempo indique que estemos en un periodo de crecimiento, sino más bien lo contrario. Por otra parte, estos datos no discriminan las actividades puramente de entretenimiento de las actividades artísticas de calidad.

¿Significa esto que después de más de 20 años de políticas culturales democráticas no se ha conseguido un acercamiento mayor de la población a las artes escénicas? Algo parece indicar que las políticas de democratización de la cultura en España no están dando el resultado esperado, por lo que no sería muy arriesgado afirmar que el acceso universal a la cultura para todas las personas no está garantizado en España. Aunque, si sirve de consuelo, este cuadro se repite en Europa sin apenas grandes diferencias.

Con el objetivo puesto en una sociedad con una mejor experiencia de vida, más creativa y cohesionada, las artes, y en particular las artes escénicas, disponen de valores que van a la raíz de estas necesidades. Para hacerlos efectivos, hará falta revisar los modelos de difusión y de exhibición escénica buscando nuevas formas de llegar a la población e involucrarla en el hecho creativo. Esto, seguramente, se conseguirá con la educación de la población en las artes, el desarrollo de sus propias capacidades creativas y el acceso a la calidad escénica en cualquier rincón del territorio.

Cita de Jorge Amado

Publicado originalmente en La Coctelera el 30-Enero-2006

Los intelectuales de élite brasileña, los de izquierdas y los de derechas, hermanos gemelos en su pretensión y en su locura, imitan, una parte de ellos, a los europeos; otros, la mayoría, resultan una fotocopia de los yanquis. De brasileños no tienen casi nada: el saber, aunque libresco y limitado, los coloca por encima de la ciudadanía, se sienten superiores, repudian la creación popular, vuelven la cara, se tapan la nariz para no percibir los olores de la calle, de la plaza pública.

Jorge Amado – Navegación de Cabotaje

Cultura Popular y Cultura de Élite

Publicado originalmente en La Coctelera el 31-Enero-2006

Históricamente ha habido una clara diferenciación entre el “arte” (entre comillas), la alta cultura, y otros muchos nombres que se le ha querido nombrar, y la cultura popular. El primero proviene (siempre históricamente) de la aristocracia, el clero, la gente ilustrada y el segundo del vulgo; de las capas mas bajas de la sociedad. El primero se ha aprendido en los libros y las escuelas, se ha estudiado y analizado exhaustivamente. Han surgido críticos, profesores, carreras universitarias, museos para preservar las obras y grandes equipamientos culturales para mostrarla y desarrollarla. El segundo se le ha relacionado con la tradición, el folclore y la artesanía, y apenas se le ha reconocido como “arte” por parte de los dirigentes de la sociedad.

El primero ha ido evolucionando en el devenir de los años. El que se realiza en la actualidad lo llamamos arte contemporáneo. El segundo también ha evolucionado, se ha ido reinventando y se le sigue llamando cultura popular, tradicional y, ahora, arte urbano.

Los movimientos sociales del siglo 20 han generado sociedades más igualitarias (o al menos el ansia de conseguirlas) La democracia empapa nuestros deseos y la participación de toda la sociedad en la toma de decisiones la consideramos como el ideal irrenunciable a conseguir. La democracia lo empapa todo aunque todavía vemos las injusticias, las desigualdades y las manipulaciones de los que toman el poder en nombre de la democracia. El modelo no ha llegado todavía a ser perfecto.

En esta situación histórica se hace difícil sostener que todavía exista esta diferencia entre estos dos conceptos de creación artística ¿Cómo el mundo de la cultura, que debería ser el primer sustento de estos ideales de igualdad puede mantener estos dos conceptos contrapuestos en su seno?